Receta

Dark Chocolate Pecan Pie

Desde aquel primer mordisco que le dimos a la Pecan Pie que Liza Puglia prepara en NOLA, nos cambió la vida para mejor. Y no lo decimos sólo por las muchas veces que volvimos a comprar otra más (y otra), como adictos en pleno sugar rush, sino porque lograron ponernos manos a la obra en casa -en contra de todo raciocinio y de nuestro gusto natural por lo salado- ya que no podíamos pasar ni un minuto más sin volver a probarlas.
Una locura esas tartitas, nos volaron la cabeza!

Un poco de historia: la nuez de pecan es un fruto originario de América del Norte -de las riberas de los ríos Mississippi y Missouri- que, gracias a su amplia disponibilidad y a su rico sabor, se constituyó en una parte importante de la dieta de los americanos nativos antes del arribo de los europeos. Una vez que los franceses establecidos en New Orleans se familiarizaron con las pecanas, no pasó mucho tiempo hasta que se decidieron a experimentar con su uso en diversas preparaciones. En nuestro país, el pacano llegó de la mano de Don Faustino Sarmiento en el año 1868. En un principio, estos árboles cumplían una función sólo ornamental, pero terminaron por constituirse en un importante complemento de la producción de frutales de los habitantes del Delta.

La tarta de pecan cobra popularidad gracias a la difusión que hizo de ella una empresa que fabricaba jarabe de maíz (corn syrup), el segundo ingrediente más importante de la receta. Como acá en Buenos Aires no es tan sencillo de conseguir, Liza sugiere reemplazarlo por algo mucho más común para nosotros: el azúcar negra, de textura húmeda y fuerte sabor a melaza, que bien cumple su parte potenciando el sabor de este postre.

Llegados a este punto, tal vez se pregunten ¿es posible tanto escándalo por una simple Pecan Pie? La respuesta es simple: anímense a probarla. There’s nothing quite like the smell of its warm, buttery crust and gooey, nutty center coming out of the oven. ¿Quién no quisiera dar un mordisco a una tarta así AHORA MISMO? Y para eso, o bien pueden pegarse una escapada hasta Gorriti 4389 y cruzar los dedos que justo la tengan de postre, o pueden coparse con el paso a paso que les traemos hoy y hacerla en la comodidad de su cocina. Your choice.

Mini tartitas pecanas

Dark Chocolate Pecan Pie

Ingredientes

(para 18 tartitas)

Para la masa

  • 225g de manteca fría
  • 1/2 taza de leche descremada fría
  • 1/2 limón (sólo utilizaremos un chorro del jugo recién exprimido)
  • 2 y 1/2 tazas de harina 0000
  • 1 pizca de sal
  • 1 pizca de azúcar

Para el relleno

  • 3 huevos grandes
  • 3/4 tazas de agua
  • 450g de azúcar negra
  • 1 pizca de sal
  • 60g de manteca derretida
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • Ralladura de 1 naranja
  • 200g de nueces pecanas (mejor tostadas!)
  • 20g de chocolate amargo

Preparación













Masa

Para la masa, usamos suero de leche (el famoso buttermilk), lo que ayudo a volverla más elástica mientras la trabajamos y más crocante y esponjosa una vez horneada. Como no pudimos conseguir buttermilk en Buenos Aires, buscamos la receta en internet (gracias Joy The Baker!) y lo hicimos casero. Si están interesados en la repostería yankee, les diría que se vayan familiarizando con este ingrediente (y con cómo hacerlo) porque aparece en infinidad de recetas.
El tema es así: agreguen un chorro de limón recién exprimido a la media taza de leche descremada fría. Revuelvan un poco, dejen reposar durante dos minutos y listo! Tendrán su buttermilk listo para usar.

Seguimos!

Es importante que todos los ingredientes que vamos a usar para hacer la masa estén BIEN fríos antes de empezar a usarlos, así que luego de medirlos y separarlos, les recomiendo llevarlos al freezer por 10 minutos. Una vez transcurrido ese tiempo, cortamos la manteca en láminas bien finas y le agregamos los ingredientes secos. Mezclamos bien con las manos hasta que la mezcla quede arenosa. Incorporamos en este punto el buttermilk. No amasamos! Simplemente mezclamos todo hasta que se unifique. Separamos la masa en dos discos, los envolvemos en papel film y los llevamos a la heladera por al menos 1 hora.

Enharinamos una superficie limpia y seca y -usando un palo de amasar- estiramos los discos hasta que tengan un grosor de unos aproximados 2 milímetros (o sea, bien finita). Con un cortador circular, taza o similar, cortamos nuestra masa en discos, estilo tapas para empanadas de copetín. Enmantecamos un poco los moldes (nosotros usamos dos diferentes, uno de silicona y otro de teflón tipo muffinera) y colocamos nuestros círculos con cuidado, apretándolos en el fondo pero evitando romperlos. Mientras preparamos el relleno, llevamos los moldes con la masa al freezer.

Relleno

Antes que nada, precalentamos el horno a 180°C (horno medio).

En un bowl grande, mezclamos los huevos con el agua y batimos hasta romper la liga. Añadimos el azúcar y mezclamos hasta incorporarla bien. Agregamos la pizca de sal, la manteca, un chorrito de esencia de vainilla y -por último- la ralladura de la naranja.

Rompemos un poco las nueces pecan con la mano (hasta dejarlas de un tamaño manejable) y cortamos el chocolate en trozos pequeños. Colocamos un poco de ambos en el fondo de nuestras tartitas, vertiendo luego el relleno por encima. Tengan cuidado de no poner demasiado: en el horno el relleno va a crecer un poco en altura y -si se pasa- puede humedecer mucho la masa.
Llevamos el molde al horno y cocinamos durante 15-20 minutos, o hasta que vean la masa dorada.
Una vez retiremos nuestras tartitas del horno, las dejamos enfriar unos 5 minutos antes de desmoldarlas.

Fuente

Una receta de Liza Puglia (chef de NOLA) que encontramos acá y acá.

De fondo



Ella and Louis, de Ella Fitzgerald y Louis Armstrong.

Tal vez te guste

Sin Comentarios

Dejar una Respuesta